La Honestidad

El vocablo honestidad, proviene del latín honestĭtas (honor, dignidad…) y es la virtud o cualidad humana por la cual la persona se determina a OBRAR, a comportarse, a expresarse con coherencia y sincronía, en base a la verdad y la justicia.

Puede entenderse como el respecto a la verdad en relación con los hechos, con las personas y consigo MISMO.

Honestidad significa que no hay discrepancias ni contradicciones entre los pensamientos, palabras o acciones, es decir, ambas están en sincronía.

Esta virtud o VALOR, nos conduce a una vida de integridad en la que nuestro interior y exterior son el reflejo el uno de el otro.

“La honestidad es la mayor señal de equilibrio y salud mental”

Ésta, es vital, medular para poder convivir en sociedad. Ser honestos, nos convierte en seres de “honor”, aspirando siempre a buscar la grandeza

Uno de los grandes problemas para el entendimiento humano es la desconfianza causada por la ausencia de esta virtud, lo que hace que las acciones, obras y PALABRAS carezcan de credibilidad, lo cual dificulta el diálogo, la colaboración, la convivencia.

En mi humilde opinión, a nadie nos gusta estar cerca de los que así se “comportan”, ya que la deshonestidad puede entenderse o estar asociada a la traición.

Ella, es una garantía para el matrimonio, para el éxito profesional y por supuesto para la AMISTAD.

Nada importante puede construirse sobre la mentira, porque tarde o temprano se viene abajo como un castillo de naipes.

Hay muchas personas deshonestas que logran “sobrevivir y triunfar” pero su vida… es una ¡farsa!.

Una de las cosas más tristes de esta vida es no poder ser lo que se aparenta y vivir siempre con la angustia de ser “DESCUBIERTO”.

Cuando hablamos de una situación  de deshonestidad, es decir, cuando alguien miente, roba, engaña o hace trampa… su ESPÍRITU entra en conflicto, su PAZ INTERIOR desaparece y esto es algo que, los demás percibimos porque no es fácil de ocultar.

Para concluir :

La HONESTIDAD es una forma de andar por la vida con la cabeza bien alta, sin ocultar, escuadrando, mostrándose puro tal y como uno es.

Es vital para la convivencia en cualquier plano.

Es ACTUAR con conciencia, con coherencia y sinceridad, equivocándose, aceptándose y afrontado los errores cometidos, pero siempre desde una postura de PROGRESO, de querer mejorar y aprendiendo de ellos.

 

En el próximo artículo hablaremos o reflexionaremos un poco acerca de la RELATIVIDAD… un poco por encima… aunque como veréis todo es relativo.

Espero que os haya gustado.

Un abrazo.

Sergio P.A.

2 comentarios

  1. Esta es la primera entrada de nuestro nuevo colaborador Sergio Pita. Espero que os guste y comencéis a seguirle del mismo modo que me seguís a mí.

    Muchas gracias por tus colaboraciones Sergio.

    • Sergio en 24 agosto 2018 a las 10:54
    • Responder

    Muchas gracias a ti Mario por dejarme este espacio para las venideras publicaciones. Un fuerte abrazo.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: